Elena Cardona


Tuve que ir y volver a la luna, perderme y jugarme la vida, tuve que andar al revés y volver a aprender lo que ya conocía. Tuve que huir y al volver de la luna, después de jugarme la vida, supe que a veces, tal vez, hay que dejarse la piel. I'm here: Dias de ceniza

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada